Me obligan a ver una película de forma ilegal

El discurso del Rey

Exacto. Yo no quería, pero así ha tenido que ser. He necesitado tiempo para poder confesar este hecho delictivo que creo no podré olvidar nunca. Podría buscar excusas, pero evidentemente me han obligado a hacerlo. Os voy a relatar los hechos

Hace unas semanas estrenan una película que me llama poderosamente la atención bajo título El Discurso del Rey. Animado por que me parece altamente interesante, se la recomiendo a mi hermano y decidimos buscar en qué cine la están proyectando para ir a verla. Sorprendentemente en toda la provincia de Alicante, únicamente hay 2 cines que la tienen. Uno en Alicante y otro en Elche. Por tanto, cabreado con la industria decido verla a través de Internet cometiendo un delito en contra de mi voluntad. Entré en Google, puse «ver online El discurso del rey» y por suerte, pude disfrutar de la magnífica película. Juro que estaba dispuesto a pagar los 7 euros del cine con el fin de disfrutar de un buen film pero me fue imposible. Desplazarme hasta Alicante aumentaría el precio de una forma importante y me haría perder tiempo en el desplazamiento. Opté por la ilegalidad.