Archivo de la categoría: Optimismo

Balance de 2014 y ¡a por 2015!

Feliz 2015Hoy escribo en el blog tras unas semanas sin casi actividad para hacer el balance del 2014 que hoy despedimos y hablar de algunos, típicos, propósitos de 2015.

Balance del año 2014

Si acudo al post que escribí para despedir el año 2013 y dar la bienvenida al 2014 puedo decir que algunos de los propósitos están con creces alcanzados. El 20 de Noviembre hice mi último examen de la carrera y actualmente estoy en periodo de prácticas que muy pronto finalizaré e iniciaré los trámites para colegiarme y oficialmente seré abogado.

El nivel de artículos del blog, si bien no he seguido el própósito de escribir un artículo cada dos semanas, sí he escrito un total de 61 artículos (62 con éste). Esto da  1,19 posts a la semana. He mejorado la actividad.

En relación a LexIncuber a partir de ahora continuaré con mi actividad por el parón obligado y a empezar a ejercer.

Del “no puedo” a la acción y al aprendizaje

Puedo hacerlo

Estoy harto. Debo reconocerlo. Cada vez que escucho a alguna persona decir “no puedo” cuando debe hacer algo para salir de su zona de confort me enervo. Nos ponemos los límites nosotros mismos. Aceptamos con resignación la fuerza de la zona de nuestra conciencia que nos hace huir del fracaso.

Ya se ha comentado en multitud de ocasiones. El fracaso es el paso previo para el éxito. Pero, ¿imaginas que este pensamiento negativo hubiera impregnado nuestra historia? Grandes descubrimientos, empresas o productos no se hubieran desarrollado por el miedo a fracasar que, inevitablemente, conduce a un no puedo.

Más bien, y desde mi humilde pensamiento, la frase (o mejor dicho excusa) enunciada de una manera correcta sería: “no quiero”. ¡Eso sí! No quieres salir de tu zona de confort porque se está muy cómodo, confortable, relajado…. y amargado, enfadado triste… ¡Como para no quedarse!

El ABC del éxito (III): C de Constancia

Constancia

Hacía tiempo que quería darle la correcta forma para finalizar esta trilogía sobre el ABC del éxito (A de Admirar, B de Buscar y C de Constancia).

La Constancia es uno de los pilares básicos del éxito. Mantener una idea en el tiempo, ejecutarla como el primer día y trabajar en ella es algo fundamental. Muchas veces pecamos (y me incluyo) de no ser constantes. Cuando has desarrollado o planteado la idea, das los primeros pasos y, como buen pensante (que no emprendedor) ya estás pensando en nuevos proyectos.

Una parte fundamental y que en las escuelas o en las charlas no se dice. Hablamos de plan de negocio, hablamos de modelos de negocio… pero ¿qué ocurre cuando las previsiones del Excel no se cumplen? Debemos darle una vuelta de tuerca y seguir trabajando. Ello no significa darnos cabezazos en la pared hasta sangrar. También es importante saber retirarse a tiempo.

Los primeros días del emprendedor

Crecimiento Start Up

Ya lo he vivido en otras ocasiones, pero hoy quiero escribir acerca de ello en mi blog. Son los primeros días desde que lanzas un proyecto en el que has invertido ingentes cantidad de tiempos, esfuerzos y empeño.

Los primeros días son difíciles. No suelen producirse las primeras ventas (en el caso del proyecto del que te hablo) pero esto no puede ser una decepción, un sentimiento de desazón o abandono. Esto ocurre en la gran mayoría de las empresas que empiezan porque es necesario abrirse un hueco sobre los consumidores.

Es posible que hayas realizado cálculos en Excel. Que te hayas puesto en el lugar del posible comprador y que creas que es el modelo de negocio ideal. Tenemos que ser conscientes que no se puede hacer una valoración del éxito o del fracaso de un negocio con apenas un mes de vida. Claro está que en un mes puedas alcanzar una gran cifra de ventas, pero generalmente eso ocurre a partir de los meses siguientes.

El ABC del éxito (II): B de Buscar

B de buscar

Tras la primera entrega de esta serie de artículos en el que muestro el ABC del éxito desde mi particular punto de vista toca el turno de la B de Buscar.

No podemos quedarnos con la primera concepción que podamos tener de nuestra idea u objetivo. Debemos buscar las diferentes perspectivas de la misma y sobre todo, pensar y plantear todas las cuestiones negativas que puedan surgir en el camino o de la propia meta.

Creo que el hecho de tener ya una primera idea es todo un logro pero soy consciente de la necesidad de analizarla para buscar sus defectos, sus virtudes y la competencia que podamos tener para conseguir nuestra meta. No debemos entender competencia como si estos consejos únicamente puedan ser aplicados a nivel empresarial. La competencia, entendida en un sentido amplio, está presente en prácticamente todos los aspectos de la vida.

El ABC del éxito (I): A de Admirar

A de admirar

Esta es la primera de 3 entregas que llevo unos días pensando que, desde mi humilde opinión, creo que son claves para el éxito. Pero éxito se refiere a cualquier triunfo, desde el más pequeño que nos podamos encontrar, hasta el más arduo de los procesos para conseguir dicho fin.

Desde mi punto de vista, en primer lugar debemos Admirar. Y admirar significa, no sólo sentir predilección o tener una singular estimación por alguien o por algo. Sino que lo que debemos hacer es pararnos, mirar de dónde partimos y dónde queremos llegar. Es altamente importante hacer este análisis con el fin de tener una conciencia fehaciente de lo que queremos hacer.

Ten en cuenta que para ser capaz de admirar a alguien, en primer lugar hay que ser humilde y saber reconocer los hitos o metas que ha conseguido el prójimo. Las envidias no hacen más que poner palos en las ruedas que, como es obvio, dificultan aún más, si cabe, el difícil camino a recorrer.