Archivo de la categoría: Contratos

La cláusula de excesiva onerosidad (Hardship Clauses) en los contratos

Equilibrio

Los contratos, cuando se formalizan, llevan implícita una cierta idea de equidad, igualdad y justicia. Al final, después de la negociación, las partes aceptan que una de ellas se obliga a hacer o no algo a cambio de una contraprestación de la otra parte. Y cuando se perfecciona se cree que entre las prestaciones hay un acuerdo en cuanto a la igualdad de las mismas.

La cláusula de excesiva onerosidad es una herramienta utilizada en los contratos internacionales donde las partes pueden verse sometidas a circunstancias y realidades distintas que pueden afectar,  de forma notable, al desarrollo del contrato. En resumen el contrato sigue estando vigente en tanto en su contenido, finalidad y causa que justificó el mismo pero pone en riesgo ese equilibrio al que hacía referencia anteriormente.

Licencias de Pleno Derecho de Patentes. Una oportunidad de negocio

Patentes. Licencia de pleno derecho

¿Buscas una oportunidad de negocio? ¿te gustaría montar tu propia empresa? Seguro que sí, pero a veces es complicado pensar en un negocio exclusivo, que puedas ostentar una posición de dominio, qué producto podemos vender… Pues tal vez tengas una oportunidad de negocio a partir de las licencias de Pleno Derecho de Patentes mediante lo que se conoce como la “Transferencia de Tecnología”.

¿Qué son las licencias de Pleno Derecho de las Patentes?

Se encuentran reguladas en el Capítulo III de la Ley de Patentes y el fundamento es el siguiente. Los inventores ó titulares de patentes, a través de una comunicación a la Oficina Española de Patentes y Marcas indican que ponen a disposición de quien quiera la utilización o explotación de la invención, como licenciatarios, a cambio de una compensación económica. Este ofrecimiento produce  ventajas para el titular de la patente abaratando las tasas en un 50%. Como vemos es un ejemplo claro de Transferencia de Tecnología.

Cláusula para incluir la mediación en un contrato

Acuerdo

Cada vez hablamos más de la mediación como un método de resolución extrajudicial de conflictos (ya dediqué un post). Un sistema económico -tanto en un sentido económico como de coste temporal-; consensual ya que prima la voluntad de las partes enfrentadas; y en el que, habitualmente, ambas partes ganan.

Pero, ¿qué es la mediación? Pues se trata de un medio, legalmente previsto, a través del cual las partes enfrentadas encomiendan la intervención de un tercero (mediador) para que intervenga y favorezca la adopción de un acuerdo. Debemos decir que lo que nace de la intervención del mediador es un contrato con plena validez para las partes y que, si se eleva a escritura pública, tiene fuerza ejecutiva. –Aquí tienes más respuestas acerca de la mediación

Aunque no es obligatorio (puesto que podemos acudir a la mediación con posterioridad) sí es conveniente incluirlo en los nuevos contratos que vayamos a firmar ya sean civiles o mercantiles. Para ello podemos incluir la siguiente cláusula a los contratos:

El contrato de ‘Cash Pooling’

Dinero

Recientemente me he suscrito a la Revista de Derecho Mercantil de Thomson Reuters-Aranzadi y, en este primer número, he encontrado un artículo muy interesante de Mónica Fuentes Naharro Profesora de Derecho Mercantil en la Universidad Complutense de Madrid, en relación con el contrato de “Cash Pooling”.

Este contrato supone, desde mi punto de vista, una gran ventaja para los grupos de sociedades en cuanto supone la articulación de una gestión centralizada de tesorería evitando, entre otras muchas, cuestiones como las tensiones de tesorería.

Según reconoce el propio artículo también se está utilizando este contrato en los casos de una única sociedad con delegaciones o centros de trabajo geográficamente dispersos.

Como es obvio distinguimos dos sujetos: las sociedades participantes con personalidad jurídica independiente cada una de ellas, y por otro lado la sociedad gestora o pooler. Se trata de un contrato que no tiene regulación legal mediante el cual se van haciendo trasvases de activos y pasivos de las cuentas de las participantes de forma periódica, normalmente a diario, hasta la cuenta principal. Encontramos varios tipos de contrato de Cash Pooling:

Publicidad en blogs y webs ¿qué contrato debo firmar?

Publicidad-blogs-webs

Cada vez son más los blogs y webs que deciden insertar publicidad para obtener beneficios económicos, en mayor o menor medida, según la cantidad de visitas que obtenga. Por ello voy a tratar el tipo de contrato que debemos firmar con los anunciantes o agencias y qué obligaciones se pueden incluir.

Obviamente si queremos optar por insertar publicidad tenemos dos posibilidades. La primera adherirnos a algún servicio estilo Adsense u otros proveedores; o una segunda opción de ofrecer los espacios publicitarios directamente a los anunciantes o agencias. La especialidad contractual viene, como es normal, con la segunda de las opciones.

En relación con la respuesta a la pregunta destacar que el contrato que debemos firmar es el que la Ley General de Publicidad denomina: Contrato de difusión publicitaria (artículos 17, 18, 19). Define, el artículo 17 de la LGP, este contrato como:  aquél por el que, a cambio de una contraprestación fijada en tarifas preestablecidas, un medio se obliga en favor de un anunciante o agencia a permitir la utilización publicitaria de unidades de espacio o de tiempo disponibles y a desarrollar la actividad técnica necesaria para lograr el resultado publicitario.