El ABC del éxito (III): C de Constancia

Constancia

Hacía tiempo que quería darle la correcta forma para finalizar esta trilogía sobre el ABC del éxito (A de Admirar, B de Buscar y C de Constancia).

La Constancia es uno de los pilares básicos del éxito. Mantener una idea en el tiempo, ejecutarla como el primer día y trabajar en ella es algo fundamental. Muchas veces pecamos (y me incluyo) de no ser constantes. Cuando has desarrollado o planteado la idea, das los primeros pasos y, como buen pensante (que no emprendedor) ya estás pensando en nuevos proyectos.

Una parte fundamental y que en las escuelas o en las charlas no se dice. Hablamos de plan de negocio, hablamos de modelos de negocio… pero ¿qué ocurre cuando las previsiones del Excel no se cumplen? Debemos darle una vuelta de tuerca y seguir trabajando. Ello no significa darnos cabezazos en la pared hasta sangrar. También es importante saber retirarse a tiempo.

No hay una receta establecida para que los negocios o las empresas que iniciamos funcionen. Por eso hay que estar pendiente día a día de la evolución. No es menos cierto que, a veces, la falta de recursos humanos o económicos, contribuyen fuertemente en no obtener los resultados esperados.. Uno cuando empieza no suele tener capacidad de financiación, o la primera fuente: 3F, no da para mucho. El trabajo de uno, seguramente, será uno de los mejores capitales para la consecución de la empresa. Cuando funcione, no será difícil encontrar inversores.

¿Tú eres constante? ¿Cuántas empresas no han triunfado por falta de constancia de los fundadores?

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Un pensamiento en “El ABC del éxito (III): C de Constancia”

  1. Pingback: Bitacoras.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *